Usted está aquí

La Junta invertirá 8.000 millones de euros para reindustrializar Andalucía antes de 2020

De izquierda a derecha los firmantes del PAI, Francisco Carbonero (secretario general de CCOO-A), Susana Díaz (presidenta de la Junta de Andalucía), Javier González de Lara (presidente de la CEA) y Carmen Castilla (secretaria general de UGT-A).

El Pacto Andaluz por la Industria, cuyo objetivo recuperar los niveles de empleo en este sector previos a la crisis, ha sido firmado esta semana por la Junta Andalucía y los principales sindicatos que operan en la región (UGT-A y CCOO-A) y con la Confederación Andaluza de Empresarios (CEA). El documento plantea elevar el peso de la actividad industrial en la economía andaluza hasta el 18% del Valor Añadido Bruto (VAB). Para ello, se prevé movilizar 8.000 millones de euros a través de nuevos instrumentos financieros y de incentivos al desarrollo industrial y la I+D+i.

Este acuerdo, enmarcado en la Estrategia Industrial de Andalucía 2020 (EIA 2020), pretende propiciar un sector fuerte, competitivo y sostenible, con empresas que sean capaces de crear empleo de calidad de solvencia internacional. La Estrategia se enmarca en la Agenda por el Empleo: Plan Económico de Andalucía 2014-2020, cuya principal finalidad es impulsar un modelo económico-productivo competitivo basado en el conocimiento y la innovación. 

En este sentido, sectores como el de la economía verde tienen en Soland su principal motor de crecimiento, recogiendo el contenido del Eje 3 de la EIA 2020 en cuanto al ‘Renacimiento Industrial de Andalucía. La puesta en marcha de estos objetivos requiere la implicación de todos los actores políticos, económicos y sociales, así como la mejora de las condiciones generales de funcionamiento y financiación de las empresas, que tendrán respuesta a través del Programa Operativo FEDER de Andalucía para el periodo 2014-2020.

Durante el acto de la firma del Pacto Andaluz por la Industria, la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz ha destacado el papel que juega este sector “en la generación de empleo de calidad” en la región, añadiendo que este pacto también es “un valor seguro para afrontar otras crisis en las mejores condiciones sociales y económicas”.

Las 52 medidas de la Estrategia Industrial

La Estrategia Industrial de Andalucía 2020 plantea la ejecución de 52 medidas de carácter horizontal distribuidas en ocho ejes que abarcan aspectos tan diversos como la formación profesional, la proyección exterior, la gestión del talento, la innovación social, la tecnología o el desarrollo de las infraestructuras. Asimismo, se identifican diferentes áreas de oportunidad para el desarrollo futuro de medidas de carácter vertical o sectorial.

Otro de los objetivos, identificado también en el Pacto, es aumentar en un 20% las empresas de entre 10 y 50 trabajadores y reducir en un 5% la intensidad energética (relación entre el consumo y la producción), en un 10% la tasa de temporalidad laboral y en un 30% la de accidentes graves y mortales.

La Estrategia pretende también duplicar el número de empresas manufactureras innovadoras; elevar en un 20% la proporción de las actividades que las industrias dedican a estos objetivos; incrementar en un 50% el número de solicitudes de patentes nacionales, y duplicar el porcentaje de empresas del sector industrial incorporadas al mercado digital.

Por lo que respecta a internacionalización, se prevé aumentar en un 20% el número de empresas con volumen de exportación superior a los 50.000 euros anuales; en otro 20% el importe de las ventas al exterior de las industrias manufactureras; en un 50% la exportación de actividades de media y alta tecnología, y en un 30% la inversión extranjera directa en la industria manufacturera y en los servicios avanzados científicos y técnicos.